• PSICARA

"CAJAS BOTÍN: EL MECANISMO DE RECOMPENSA ALEATORIA DE LOS VIDEOJUEGOS"

Bienvenidos y bienvenidas al Rincón de la Psicología, un espacio donde todos los miércoles, las psicólogas y psicólogos de PSICARA abordamos temas y curiosidades relacionadas con la psicología. Esta semana hablaremos sobre un elemento que se encuentra presente en uno de los regalos más populares tanto en Navidad como en Reyes: los videojuegos.


¿Pero de qué elemento estamos hablando? Para ser concretos, vamos a definir qué son las loot boxes o cajas botín, las cuales son una serie de objetos virtuales que una persona puede comprar dentro de un videojuego y que otorgan bonificaciones y recompensas aleatorias. Aunque el videojuego te suele premiar con alguna de ellas de manera ocasional, están diseñadas para que se compren mediante micro transacciones con dinero real. Además, se pueden comprar todas las que se deseen. Los objetos que se consiguen en estas cajas pueden ser elementos estéticos (camuflajes para armas o atuendos para personajes) o elementos que mejoran de manera significativa la experiencia de juego (armas, equipamientos o bonificaciones de categoría superior, etc)


Pero ¿por qué las cajas botín han cobrado relevancia en los últimos años a nivel psicológico y social?


Aunque en apariencia las cajas botín parecen inofensivas, hay toda una serie de mecanismos implicados detrás de lo que se conoce como “esquemas de monetización predatoria”. Esto consiste en varias estrategias que promueven el gasto económico continuo por parte del jugador, mediante el análisis de los hábitos de juego y de gasto. Este análisis de datos permite hacer las cajas más atractivas para los jugadores, aumentando las posibilidades de invertir dinero en ellas. Otra estrategia bastante común es ofrecer una caja especial por un tiempo limitado a un precio reducido, ejerciendo presión sobre el consumidor para que la adquiera.


Si pensamos en el funcionamiento de las cajas botín, es muy similar al de las máquinas tragaperras convencionales. Esto no es casualidad, ya que numerosos estudios científicos han encontrado similitudes entre las características de las cajas botín y los juegos de azar. ¿Y cuál es el mecanismo implicado? En psicología lo definimos como “refuerzo intermitente”.

Un programa de refuerzo intermitente consiste en la entrega de una recompensa tras realizar una conducta un número determinado de veces. Sin embargo, la recompensa se entregará de manera aleatoria, por lo que no se tiene la certeza de cuántas veces hay que realizar la conducta. Si pensamos en una máquina tragaperras, puede darse el caso de que obtengamos un premio tras insertar la primera moneda, pero el siguiente premio puede obtenerse tras insertar diez o más monedas. Aunque parezca contradictorio, que la entrega de la recompensa sea aleatoria provoca un aumento de la conducta, ya que se generan expectativas que solo son satisfechas cuando se entrega la recompensa.


Como se puede observar, el mecanismo implícito en las cajas botín fomenta que se compren hasta conseguir el objeto deseado dentro del videojuego. Es por ello que no es de extrañar que las cajas botín estén generando preocupación entre los expertos. Algunos

países europeos han empezado a adoptar medidas para regularlas. Un ejemplo es Bélgica, dónde los usuarios del videojuego FIFA (un juego sobre fútbol), no pueden adquirir la moneda del juego, que les permite comprar los sobres que contienen a los jugadores. Aunque en España no están reguladas las cajas botín, actualmente están en el punto de mira del Ministerio de Consumo.


Por lo tanto, lo que se plantea a nivel psicológico es la posibilidad de que las cajas botín cuenten con un mecanismo que ayuda a generar, o genera en sí mismo una conducta adictiva. La literatura científica nos indica que hay una relación entre las cajas botín y el juego patológico, pero las variables implicadas no están del todo claras. También apunta a que los principales consumidores de las cajas botín son adolescentes y jóvenes adultos. Sin embargo, hay que tener en cuenta que este fenómeno es relativamente reciente y aún se tiene que profundizar en su estudio, por lo que todavía es pronto para determinar de qué manera influyen las cajas botín en el desarrollo de problemas relacionados con la salud mental y los videojuegos.


Por consiguiente, mientras la investigación avanza y aumenta el conocimiento sobre las cajas botín, seamos conscientes de lo problemáticas que pueden ser y así poder decidir si queremos invertir en ellas y que no sea el refuerzo intermitente el que lo haga por nosotros.



Leonardo Cardona Osorio

24 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo